Anuncios
Canal RSS

La calle es nuestra

Publicado en

La primera vez que me manifesté fue en el curso escolar 86/87 cuando hacía 1º de BUP en el Ramiro de Maeztu de Madrid. Lo hice contra un gobierno socialista, el de Felipe González, contra un Ministro de Educación socialista, Maraval y contra un Secretario de Estado de Educación socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba. Y lo hizo por la gratuidad de la Enseñanza Pública, por la eliminación de las tasas en el Bachillerato, por la jornada intensiva, por el incremento de becas de libros, por la ampliación de la plantilla de profesores, en una palabra, por la calidad de la Enseñanza Pública, la de todos.

Después he salido a la calle con gobiernos de todos los colores: he protestado por asesinatos de ETA como el de Francisco Tomás y Valiente, pero también de  Miguel Ángel Blanco. He clamado contra la Guerra de Iraq en numerosas ocasiones y junto con millones de españoles. He peleado por el matrimonio homosexual, el aborto, los derechos individuales de las personas. He defendido la Educación Pública con la Marea Verde, he acompañado a los mineros en la Marea Negra, he abrazado hospitales junto a la Marea Blanca. He firmado la Iniciativa Legislativa Popular que pedía STOP DESAHUCIOS y a favor de la dación en pago.

Mi madre es maestra jubilada, toda la vida funcionaria de la Educación Pública por lo que he estudiado toda mi vida en colegios, institutos y universidades públicas como ahora lo hace mi hija. Soy usuaria de la Sanidad Pública, jamás he tenido un seguro médico ni falta que me ha hecho, ni se me ha ocurrido contratarlo para mi hija. Parí en el Vall d’Ebron de Barcelona y me han operado varias veces en la Princesa de Madrid. Vivo como pienso y pienso como vivo.

Hoy me recomendaban en twitter que a las manifestaciones de mañana contra los recortes acudiera sin identificarme como socialista para evitar incidentes y ya os adelanto que jamás esconderé mis siglas porque en ellas están mis principios y valores por los que llevo luchando, en la calle, con mis vecinos, con mis compañeros, con mi familia y amigos desde que tengo uso de razón y con ellas seguiré luchando hasta el día en que me muera.

Los errores políticos de la última etapa del Gobierno de Zapatero se han pagado con creces en las elecciones generales de 2011 y antes, en mayo de eses mismo año, en las municipales y autonómicas y se están purgando en la oposición. Los errores, bienintencionados, no lo dudo, pero errores de  Zapatero los han pagado grandes presidentes de comunidad autónoma, alcaldes de pueblos cuyos vecinos reconocen que lo estaban haciendo bien pero no les votaron y en democracia estas son las consecuencias de no hacerlo bien, perder elecciones y dejar de gobernar, punto.

Los socialistas no podemos permitir que nos quiten un espacio que es nuestro desde hace más de cien años, la calle, la defensa de la libertad, de la democracia, de la igualdad, de la decencia, de la dignidad, del trabajador, de la mujer, de los desfavorecidos, de lo público. No en vano somos los arquitectos del Estado del Bienestar. La Sanidad Pública que hoy destroza el Partido Popular y que mañana se va a defender en las calles, es obra de Ernest LLuch, un socialista bueno y valiente asesinado por ETA por defender la libertad y la democracia. Él no se escondió, nosotros tampoco.

Anuncios

Acerca de martuniki

Abogada. Tertuliana. Bloguera. Incordio en redes sociales. Junta letras, autora de MEMORIAS DE UNA MILITANTE DE BASE, BASE.

»

  1. Pepe Herráez

    Ole, ole y ole!

    Responder
  2. Esta mañana escribí acerca del peligro que suponían ciertas corrientes sociales de fracturar el espacio político natural que le corresponde a la izquierda. A mí simpatía inicial y el apoyo incondicional que brindé participando activamente y sumándome a protestas que se celebraron en ciudades cuya repercusión mediática ha sido nula, un cierto recelo se ha ido apoderando de mi espíritu. Me indigné, y así también lo escribí, con lo que le sucedió a la compañera socialista Beatriz Talegón. Indignación contra los que participaron y más indignación si cabe contra los que lo consintieron. La manipulación parece estar detrás de estos comportamientos, pero mi miedo es de si no se trata de un troyano articulado por los enemigos de la libertad, la igualdad y la justicia. Admiro tu valiente decisión de acudir sin renunciar a tus ideales, a tus señas de identidad, y espero que quienes te han escrito semejante memez reflexionen y tenga en cuenta que es tiempo de sumar.
    No obstante ten cuidado, Martu.

    Responder
  3. En más de una vez he escrito acerca de la necesidad de regeneración del PSOE desde mi ideología progresista. Martu, tú misma lo dices, que los errores de Zapatero (en materia económica los errores que cometió Elena Salgado por incapacidad) han llevado a un castigo por parte de la ciudadanía: los progresistas no votando, los que no se movilizan ideológicamente pero votantes del PSOE eligiendo opciones más a la izquierda o al PP, cuando no votando ese engendro sin ideología que es UPyD. La regeneración del Partido SOCIALISTA OBRERO Español tiene que partir de la base de no tener en la ejecutiva nadie con pasado en gobiernos anteriores, ya sean autonómicos, ya sea en el del Estado, porque se arrastra un pasado que pesa, y mucho. Por eso ahora no es el momento de Alfredo Pérez Rubalcaba, que tiene no uno, sino dos pasados (González y Zapatero). Ahora es necesaria la aparición de alguien que lidere la regeneración, no sólo del Partido, sino de la democracia misma. Y no es cuestión de pedir disculpas, como hizo Rubalcaba, es cuestión de volver a ganarse a la gente dándoles esperanza, dándoles iniciativas, dándoles soluciones a sus problemas. Este es el modelo por el que el PSOE podrá recuperar lo que ha perdido: la calle, que, como bien dices, es nuestra.

    Responder
    • Pobres desgraciados revenidos que abandonaron un previsible y bien ideologizado partido socialista para lanzarse a la aventura de un engendro sin ideología Upydiano. Dime de qué presumes y te diré de qué careces. No han sido pocos y despreciarlos me parece el peor camino para buscar la propia regeneración. La calle es de todos también de los engendros. Despreciar otras siglas no ayuda nada a las propias ¿o tal vez si?.

      Responder
  4. BIEN!, y yo diría más… MUY BIEN!!

    Responder
  5. Yo mañana tampoco voy a esconder que soy del PSOE. Ya nos insultaron algunos/as de las JCE cuando la marcha minera, pero ni me van a callar ni me van a prohibir salir a la calle.

    Responder
  6. luis @gtrrezluis

    Tampoco yo me esconderé, muy orgulloso que me siento de esas siglas, aunque haya veces que me digo a mi mismo, que estoy descontento con la forma de actuar de los que están arriba..
    Tu misma lo decías en uno de tus blogs.. Alfredo .. esto no tira!!
    Lo que no entiendo es la flagelación que nosotros mismos los de izquierdas nos hacemos, que me parece bien, para aprender de esos errores cometidos, y el castigo que nos imponen quienes nos votan.
    Pero por que? a ellos ( pp )
    no les castigan sus votantes? habiendo todo lo que hay, no solo lo que todos sabemos de los diferentes casos de corrupción, si no.. por su maldad. por sus mentiras, por sus irresponsabilidades.. ( guerra..yacolev..11 M… ) les siguen votando los mismos hagan lo que hagan… en fin.. Martu..como siempre.. guay 5 estrellas!!!

    Responder
  7. Juan Colmenero E

    En la Marcha Blanca por el hospital fantasma de Collado Villalba, ese que está cerrado pero que por él la Comunidad de Madrid le paga a Capio 900000€mes, los numerosos socialistas asistentes a la marcha fueron increpados por la Diputada en el Congreso por IU, Dª Ascensión de las Heras con el apoyo de unos cuantos correligionarios del PCE.
    Decía que los socialistas no teníamos derecho a participar en dicha marcha, cuando el hospital se logró gracias al esfuerzo del anterior equipo de gobierno socialista en el Ayto. villalbino.
    Con este hecho y el que sufrieron Beatriz Talegón y López Aguilar, quiero expresar mi sospecha que hay una consigna de IU para que a los socialistas no se nos deje participar en los movimientos ciudadanos. Una consigna que se encargan de llevar a cabo sus infiltrados, diciendo que son representantes de variopintas asociaciones o asambleas, en dichos movimientos.
    Ejemplo del auténtico sentimiento demócrata.

    Responder
    • ¿ve comunistas por todas partes?

      ¿No será que la gente en general le da urticaria cada vez que se acercan las siglas PSOE, responsanble de muchos avances sociales, pero también de muchas traiciones a la clase obrera que ahora contradicen desde la oposición?
      Por mi parte animo a los socialistas aún en el PSOE, que salgan y participen en las protestas, así es posible que la cúpula social-liberal que dirige al partido suavice sus tics capitalistas, y haga como que vuelve a defender a la clase trabajadora. Y lo que es principal hagamos piña toda la Izquierda contra este gobierno reaccionario.
      Dicho esto, que nadie se sorprenda que encuentre rechazo por parte de quienes sufren las medidas que inició ZP. Los socialistas de base, no sois culpables de las medidas tomadas por el Gobierno socialista anterior; pero sí de sostenerlo, por activa o pasiva manteniendo los mismos dirigentes responsables de aquel gobierno.

      Responder
  8. Bien dicho, nadie tiene la propiedad de la calle, ni la potestad de dar o quitar carnets de buenos o malos izquierdistas o progresistas, aunque al parecer algunos lo creen (como otros dan carnets de patriota del color que sea). Desgraciadamente, parecen más preocupados en atacar al PSOE que en otra cosa, supongo que con el interés de obtener un cierto rédito electoral (lo además no consiguen, porque mucha de la gente que, con motivos justificados, deja de votar PSOE, se queda en casa antes que votarles, a ellos, por algo será). Y no, con todos los errores cometidos, que son muchos, el PSOE ni es el PP ni tiene nada que ver con los poderes que, por encima del político, intentan controlarnos, por mucho que algunos no dejen de repetir aquello del PPSOE, que no por más repetido es más cierto.

    Así que nos manifestaremos cómo y cuando queramos, respetando otras posturas, pero exigiendo respeto para la nuestra. Y si a alguien no le gusta, ajo y agua.

    (NOTA: Tu pariste en Vall d’Hebron, pero yo nací allí … claro que entonces tenía otro nombre bastante más desagradable)

    Responder
  9. Antonio Martín López

    Abandoné la militancia en PSOE hace +25 años. Siempre he votado PSOE o me he abstenido. Pero nunca he sentido al PSOE tan distanciado de la ciudadanía como lo está en la actualidad. Estimo que sois muchos los asqueados que aguantáis en el partido con la sana intención de que no quede exclusivamente a merced de los asquerosos, tenéis mi apoyo moral hasta el próximo congreso que decida el rumbo del PSOE, no claudiqueis.
    Si definitivamente los asquerosos toman el control mayoritario del PSOE creo que lo mejor es que abandonéis en BLOQUE, de foma que sea notorio y palpable.
    Ánimo, compañeros. Un fuerte abrazo.

    Responder
    • Yo no me voy, yo peleo por lo que creo. Lo que me dices sería como si porque la mayoría vote a Rajoy, nos tuviéramos que ir de España, no hombre, nos quedamos y luchamos por lo que creemos. Un abrazo.

      Responder
  10. Hay lemas que los carga el diablo, y “La calle es nuestra” es uno de ellos. Recordemos el célebre “La calle es mía”, de Manuel Fraga, que dirás que lo tuyo es plural, y tal, pero en ese “mía” incluía al Régimen, como Ministro de la Gobernación que era. Hay que verlo todo en su contexto, no basta con leer un título, hay que leer el texto, y queda claro que, con el “nuestra” te refieres al PSOE, a sus dirigentes y militantes. En ese caso, lo correcto habría sido afirmar que la calle TAMBIÉN es vuestra. Mirando el contexto se puede distinguir cuándo una misma frase es TOTALIZADORA o TOTALITARIA, doña Martu.

    No es menos totalizador que digas que los errores “bienintencionados” de Zetapé, el mandamás más inepto y tontolculo desde Carlos II, pero con el toque pérfido y traidor de Fernando VII, los ha pagado muy caro el PSOE perdiendo elecciones, y no digo yo que no, pero quien más caro lo ha pagado es el pueblo español, de quien es también la calle, y por eso, es una parte del pueblo español, no el Ministro de la Gobernación, la que os declara personas non gratas en SUS convocatorias. A algunas, ya ni os asomáis, en otras pretendéis colaros, o colarus, sin daros cuenta de que esas son convocadas por quienes usan vuestras mismas artimañas, así que los engañáis aún menos. En cualquier caso, tienen reservado el derecho de admisión, no sé hacia quién van dirigidas tus quejas.

    Otro lema que me ha gustado es “No es la crisis, es el patriarcado capitalista”, o sea, el capitalista, no el otro, deduzco. Imagino que, por eso, tener como Presidente del PSE, o sea, tener como presidente de una organización regional del PSOE, a un tío que ha sido condenado en los tribunales por violencia de género no os repugna; y tener por las islas afortunadas, aunque no siempre, a otro tiparraco que dice mear a las putas y no pagarlas, tampoco; o tener a un rijoso histórico por Andalucía que insinúa que una chorba, jueza u lo que sea, que está jamona, tiene que tener algún lío por narices, ídem de lienzo…porque ese tipo de patriarcado es, digamos, light.

    Le ha dado al feministeo por despelotarse, una manía como otra cualquiera, aunque loable, por el biruji que hace por estas fechas, digo, y lo último ha sido hacerlo ante Berlusconi, que ya me imagino al viejo verde asustadito perdido y huyendo de allí tapándose los ojos, que yo sé que es por eso por lo que no os ha dado por despelotaros delante de Casimiro Curbelo aunque el tiempo acompañe, porque ese también, casi mira, así que, ¿pá qué? ¿Que no? Supongo que las colegas francesas no lo han hecho tampoco ante el “como hombre horrible, como cochino maravilloso” Dominique Strauss-Kahn, porque es patriarcalsocialista, así que sus cochinadas son bienintencionadas por su propia naturaleza.

    O sea, que eso de llevar más de cien años saliendo a la calle “en defensa de la mujer”, dejadlo en 25, porque desde que votasteis en contra del sufragio femenino, empezasteis a perder mucho fuelle.

    Así que, sí, la calle también es vuestra, ¡faltaría más!, pero si me cruzo con alguno/alguna de vosotros/vosotras, disculpadme si, dado que habéis perdido el sentido de la vergüenza, si es que lo habéis tenido alguna vez como “colectivo”, me cambio de acera.

    Responder
    • Iba a contestarte con educación que el título está buscando precisamente jugando con el de Don Manuel y que nuestra no me refiero a los socialistas con carné sino a aquellos que llevamos muchos años en la calle, de uno y otro color, con y sin carné, pero llego al segundo párrafo y leo los insultos zafios a Zapatero y se me pasan de golpe las ganas de contestarte y de seguir leyendo. Hala, con dios.

      Responder
  11. No te preocupes, hermana, me hago cargo de que, si has intentado contestarme con educación, hayas tenido que acabar desistiendo.

    A sus pies, o a los de sus caballos, señora.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: