Anuncios
Canal RSS

Archivo de la etiqueta: Congreso Extraordinario

EL ASUNTO DE LOS AVALES

Publicado en

AVALES

Por si me lee alguien que no sea del Partido, voy a hacer una pequeña introducción sobre qué es un aval y cómo está recogido en las normas del PSOE. Un aval es una autorización o respaldo que puede firmar cada uno de los militantes del PSOE en favor de uno u otro candidato. Para ser considerado como tal hace falta, en estos momentos, disponer de avales en un número no inferior al 5% del censo. En este caso al ser elección del Secretario General Federal, del total del censo.

He precisado en este momento porque anteriormente eran necesarios un 15% de avales y hasta un 20% lo que dificultaba enormemente la participación y fue en la Conferencia Política de noviembre del año pasado donde se decidió, reducirlos al 5%. Hay quien abogaba por su desaparición total, pero como ya he explicado en anteriores ocasiones, ser candidato del PSOE conlleva muchas responsabilidades, entre ellas la de disponer del censo de todos y cada uno de los afiliados, algo tremendamente sensible y que no se pude facilitar a cualquiera. Un 5% es una cantidad asequible para quien quiere ser luego el Secretario General del 100% de los militantes.

Los avales los pueden recoger los candidatos o sus equipos de manera individual, o colectivamente en hojas que han de ir siempre acompañadas de la persona que tiene autorización para recoger este tipo de avales. Este año, y de manera novedosa, también se podían mandar a través de una aplicación informática lo que facilitaba enormemente prestar aval a aquellos que no querían o no podían hacerlo a través de sus agrupaciones. Y este año, también de manera novedosa, el grueso de los avales ha sido contado por una “máquina” y un equipo de voluntarios que le han echado una mano. Gracias a todos ellos.

Se han recogido decenas de miles de avales, a nadie puede extrañar que entre ellos haya de todo, la mayoría libres, voluntarios, informados y conscientes, algunos por hacer un favor a un amigo, otros porque te lo pide tu Secretario General y alguno condicionado por las circunstancias laborales. A todo el que me ha llamado y me ha dicho, “oye que me han pedido el aval para tal o cual pero no estoy muy convencido” le he contestado lo mismo: lo importante no son los avales sino el voto y éste es individual, libre, secreto y en urna. Además este año, el novedoso procedimiento de voto para quienes no estén cerca de su agrupación el 13 de julio facilita la participación más que nunca.

Ahora hay una polémica sobre la procedencia territorial de los avales que ha pedido Eduardo Madina que se haga pública y hay quien ve en esta petición una pataleta de mal perdedor. Yo tengo clara la procedencia porque mi último día de trabajo en Ferraz me lo pasé imprimiendo avales para que la máquina los leyera y entiendo que conocer la distribución territorial del apoyo a cada candidato es más que relevante. ¿Por qué? Porque después de la votación por toda la militancia del Secretario General del día 13 de julio habrá un Congreso clásico, con delegados elegidos por congresillos en sus respectivos territorios, en el que se votará su ejecutiva y si la fórmula de elección directa del Secretario General por todos los militantes se hace definitiva. No es baladí.

De todos modos, aun siendo mejorable, tanto la recogida de avales, su conteo y la elección directa del Secretario General del partido por la votación de todos los militantes es un ejemplo de democracia interna sin comparación en ningún otro Partido Político español, desde luego no en ninguno con responsabilidades de Gobierno. Lo que convierte al Partido Socialista Obrero Español nuevamente en un ejemplo de vanguardia, democracia, transparencia y participación. Ahora tenemos por delante unos días de campaña, la elección del líder, la elección de los delegados al Congreso Extraordinario… un montón de trabajo que afrontar con ilusión, con responsabilidad, con serenidad y con respeto, mucho respeto a los 135 años con que cuentan nuestras siglas, a nuestros principios y valores y a nuestros compañeros de militancia. ¡Suerte a todos!

Anuncios

Madina vs Sánchez

Publicado en

ENTREVISTA DE THAIS VILLAS A LOS DOS CANDIDATOS CON MÁS POSIBILIDADES A LA SECRETARIA GENERAL DEL PSOE: EDUARDO MADINA Y PEDRO SANCHEZ.

Ayer vi que Thais Villas realizaba a ambos y por separado las mismas preguntas y me parece muy interesante comentar con vosotros las preguntas más relevantes en las que no coincidieron, adelantando que lo hicieron en la mayoría, como no podía ser de otra manera.

PREGUNTA: ¿Qué ha hecho bien su partido?

PEDRO SANCHEZ Muchas, cosas, la última, por ejemplo, la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo y de Educación Sexual.

EDU MADINA Por ejemplo, últimamente, ser clave en el fin del terrorismo de ETA, por ejemplo, últimamente, avanzar en derechos y obligaciones de ciudadanía como en ningún otro país tan rápido en tan poco tiempo.

PREGUNTA: ¿Qué ha hecho mal su partido?

PEDRO SANCHEZ Algunas cosas, por ejemplo aprobar una reforma constitucional sin el refrendo de los españoles o por ejemplo no haber aprobado una reforma fiscal progresista, socialista.

EDU MADINA Hemos perdido pulso clarísimo de un hilo de vínculo con un sector de la sociedad progresista de izquierdas que en otro tiempo estuvo mirando al Partido Socialista y que ya no nos mira tanto.

PREGUNTA: ¿Qué decisiones cree que se tomaron mal en su Partido?

PEDRO SANCHEZ Algunas cosas y un poco fuertes, por ejemplo indultar a un ex banquero como Saez.

EDU MADINA Probablemente el ajuste de mayo de 2010 y lo que vino después fue algo que no estaba programado el PSOE, que nuestros votantes no habían votado a aquel Gobierno para que llevara a cabo ese tipo de medidas.

PREGUNTA: Si solo pudiera hacérsele un cambio a la Constitución, ¿qué cambiaría?

PEDRO SANCHEZ yo, el encaje de Catalunya en España, yo no quiero que Catalunya se vaya, quiero la unión de los pueblos de España y apuesto por una España Federal.

EDU MADINA Protegería la Educación y la Sanidad con unos mínimos de inversión anual sobre Producto Interior Bruto, es decir, garantizaría un mínimo de inversiones en Educación y Sanidad.

PREGUNTA: ¿Prefiere Monarquía con Felipe VI o República con Aznar como Presidente?

PEDRO SANCHEZ uf se me hace muy cuesta arriba ver a Aznar como Presidente de una República echándonos broncas todos los miércoles en el Congreso de los Diputados, a Felipe VI le veo más apartado, más alejado de la realidad política.

EDU MADINA Prefiero la Constitución tal y como está y Felipe VI me gusta más que cualquier otra opción. Una República, si tuviéramos que vivir en una, haría todo lo posible para que no fuera Aznar el Presidente.

Os preguntaréis por qué he traído a mi blog esta pequeña entrevista, si ambos han concedido decenas de ellas y han explicado largo y tendido su pensamiento sobre lo humano y lo divino, y es muy sencillo, porque de una manera sencilla se puede comprobar que ambos son socialistas, que ambos son ateos, que ambos son defensores de lo público, que ambos son republicanos pero respetan el consenso constitucional y que por tanto, estamos eligiendo entre compañeros, por matices, por simpatías, por pequeñas aunque importantes diferencias como no podía ser de otra forma.

Viendo las acaloradas defensas, los intempestivos ataques y la euforia de algunos compañeros/hooligans, más pareciera que en lugar de un procedimiento interno de elección de Secretario General, estuviéramos en una batalla campal entre Lannister y Stark, perdonadme la licencia pero estoy viendo los primeros capítulos de Juego de Tronos y me encuentro imbuida por su espíritu guerrero.

Terminado el proceso de recogida de avales, a la espera de si el compañero Tapias se une a los que ya tienen el mínimo necesario, solo queda esperar una campaña limpia, como de momento vienen llevando a cabo los candidatos, una jornada de votación el 13 de julio con la mayor participación posible y un Congreso los días 26 y 27 donde el elegido conforme una Ejecutiva fuerte, de unidad pero de integración, de su confianza pero con consensos, con vocación de perdurar y pilotar nuestro amado Partido en tiempos difíciles.

¿Socialismo o barbarie!

APOYOS, AVALES Y VOTOS

Publicado en

Con motivo de un viaje familiar me he perdido la primera parte de la recogida de avales para ser candidato a Secretario General del Partido Socialista Obrero Español, pero una vez recuperada la normalidad, procedo a cumplir con mi derecho como militante de avalar a aquel o aquella que considere mejor para dirigir nuestro querido Partido en estos tiempos difíciles.

Aclarar primero que lo que estamos eligiendo es un cargo orgánico, interno y que por tanto, todos los que se presentan son socialistas, compañeros, y solo por eso merecen mi respeto, pero que inevitablemente hay que elegir a uno de ellos y en mi caso lo hago siguiendo la máxima de lo que anuncié antes de salir de viaje, viendo quién se presentaba, para qué quería ser el Secretario General y lo que es más importante para mí, acompañado de quiénes.

Qué quiere decir lo anterior, que a todos ellos les apoyaré si en un futuro encabezan o aparecen en una lista que mi Partido presente a unas elecciones, a un proceso externo, ya sean europeas, nacionales, regionales o municipales, porque el peor de los nuestros será siempre mejor que el mejor de los otros, solo porque defiende las siglas, los principios y valores que todos decimos defender.

Puntualizar también, que mis muchos procedimientos internos vividos: primarias Borrell/Almunia, Morán/Leguina, Tomás/Trini, y Congresos varios, me hacen ser prudente a la hora de defender aquello que considero mejor sin atacar despiadadamente al “rival”, ya que los que hoy están enfrente, ayer estaban junto a mí y muchos de los que están hoy juntos, ayer no se podían ni ver, o quien hoy dice defender a tal o cual, antaño lo vetaba en una lista…, porque como decía ayer, esto es una partida de ajedrez, con muchas piezas en juego y los peones somos prescindibles, mejor no inmolarse innecesariamente.

Más importante aún de a quién apoyo o quién gane finalmente, será la manera en que elijamos esta vez, y confío que para siempre, al líder de los socialistas españoles: con el voto directo, libre y secreto de todos y cada uno de los militantes. Esta pretensión resumida en la máxima 1 militante 1 voto, la venimos defendiendo algunos desde hace varios años porque somos de la opinión de que es más difícil que se equivoquen 200.000 a que se equivoquen 800 delegados.

Voy ahora con el tema “candidables”, o precandidatos. He de reconocer que he leído con estupor que se pretenden presentar 11, lo que me reafirma en mi postura de exigir un 5% de avales necesarios antes de darle a cualquier el censo de militantes socialistas, con sus datos sensibles y poner a su disposición los escasos medios del Partido. Para ser sincera solo conozco a 4 de los 11 y por tanto me limitaré a dar mi opinión sobre esos 4.

Mi compañero y amigo Alberto Sotillos, encabezando una candidatura colectiva de Socialismo Democrático y cuyas principales valedoras son las hermanas Pérez, que pretende, nada menos, que refundar el socialismo, al que lleva atacando en cualquier medio que le hayan puesto a su alcance desde hace varios años. Creo que 135 años de historia merecen más respeto, algo más de amor a las siglas y sobre todo, mucha más preparación y conocimiento de la organización.

El compañero de Izquierda Socialista, Pérez Tapias, que defiende unas ideas más radicales, más a la izquierda, república, laicidad y federalismo, con las que empatizo emocionalmente pero que nos llevarían, de presentarlas a la sociedad así, sin explicación o pedagogía , a ocupar un lugar excéntrico, entendiendo este como alejado de la centralidad que nos permite ser un partido con vocación de Gobierno que llegó a aglutinar casi 11 millones de votos en las elecciones generales que ganó José Luis Rodríguez Zapatero en 2008 –no olvidemos que el objetivo debe ser gobernar para cambiar las injusticias que están asolando a nuestros conciudadanos-

El compañero Pedro Sánchez, al que conozco bien, no solo porque estudiamos juntos en el Instituto y coincidimos militando en la Agrupación Socialista de Tetuán, sino porque en Madrid, hemos “sufrido” a los hombres de Blanco, ha elaborado un discurso, políticamente muy atractivo, pero que se está basando en ofrecer promesas de Gobierno, olvidándose de que se está postulando para ser el Secretario General del PSOE, no el candidato a las Elecciones Generales del 2015, que ese se decidirá a través de Primarias Abiertas a toda la sociedad. Y olvidando también que el programa básico para el socialismo de los próximos años, lo elaboramos entre todos los militantes durante el año pasado y lo plasmamos en la Conferencia Política de noviembre.

Finalmente, el compañero Eduardo Madina, al que yo he criticado mucho, fundamentalmente por su tibieza, por no haber dado la cara en momentos muy delicados, manteniendo un cómodo y cálido segundo plano, que se ha destapado en las últimas semanas: primero exigiendo el mantenimiento de las Primarias Abiertas a toda la sociedad en el calendario del PSOE, después condicionando su participación en el Congreso Extraordinario a que la elección del Secretario General fuera por todos y cada uno de los militantes y no a través de delegados, y al que he decidido avalar, en parte por mérito propio, en parte por descarte de lo anterior.

Todos ellos, a excepción de Sotillos, quizás, aunque también, tienen apoyos tanto en Ferraz, como en los aparatos regionales. Todos ellos, están siendo utilizados por los distintos actores del antiguo y nuevo PSOE, para tratar de que sean sus intereses los que primen en el futuro del Partido. Todos ellos reciben hoy ayuda interesada por las distintas corrientes, familias, sensibilidades, llámese como uno quiera, dentro del PSOE. No nos engañemos, ningún outsider llegará nunca a la Secretaria General ni del PSOE ni de ninguna otra organización porque las organizaciones están configuradas para proteger a sus miembros y garantizar su pervivencia.

No existe el Mesías, no hay mirlo blanco, los mirlos son todos negros, no llegará un iluminado que nos devuelva el pasado esplendor, ni falta que hace. Hay compañeros del Partido Socialista Obrero Español, compañeros que defienden cosas muy parecidas, con matices, compañeros que piensan que harán lo mejor para nuestra organización, compañeros que se someterán al juicio y elección de 200.000 militantes socialistas y el que salga elegido deberá terminar con este PSOE 51%/49% que hemos sufrido desde el Congreso de Sevilla y que deberá trabajar para que en las inminentes elecciones municipales y autonómicas de mayo de 2015, recuperemos territorios tan importantes como Extremadura, Castilla La Mancha, Madrid o Valencia y Ayuntamientos históricamente socialistas que perdimos en 2011.

1 Militante 1 Candidato

Publicado en

1militante1candidato

En las últimas horas los precandidatos a la Secretaría General del Partido Socialista Obrero Español se reproducen como los champiñones con la humedad. Ya han confirmado su intención de presentarse.

Pérez Tapias

Pedro Sánchez

Eduardo Madina

Alberto Sotillos

Y han comentado que se lo están pensado:

Juan Fernando López Aguilar

Soraya Rodríguez

Y no sé si me dejo alguien porque parece que nos estamos tomando a cachondeo algo tan serio como ser el número uno de un Partido centenario como el nuestro que aspira a recuperar los casi once millones de votantes que confiaron en nostros en 2008 para reconstruir el Estado del Bienestar que con tanta saña ha demolido el Partido Popular.

Luego algunos me pregunta por qué defiendo un mínimo del 5% de avales de los militantes para dejar de ser precandidato y convertirse en candidato firme a la Secretaría General, con acceso al censo y a los medios y recursos que el Partido pone al servicio de cada uno de los que aspiran a su liderazgo.

Sinceramente me alegro de salir de viaje el viernes y estar incomunicada 10 días, porque visto lo visto me iba a costar mucho trabajo mantener la compostura ante tanto desatino. Es la primera vez que no afronto un Congreso del PSOE con ilusión, con tensión, con ganas de ayudar, de aportar, de participar, de ser socialista, sino con ganas de que pase cuanto antes y hagamos el menor ridículo posible.

BICEFALIA

Publicado en

Escribía yo, allá por agosto de 2011 una entrada lamentando el ERROR DE LA BICEFALIA, refiriéndome principalmente al hecho de que Zapatero siguiera en la Presidencia del Gobierno y Alfredo asumiera la Secretaría General dejando que el primero tomara decisiones claramente dañinas para nuestro Partido por el “supuesto bien de España” y me equivocaba de medio a medio en el diagnóstico porque el problema no fue la bicefalia sino el silencio del Partido ante las decisiones del Gobierno.

Casi tres años después, vuelve a la palestra el debate sobre si es viable o no que las personas del Secretario General y del candidato a Presidente del Gobierno recaigan en personas distintas, y lo que es más importante, si siendo viable, sería recomendable o un completo caos.
Si atendemos al ejemplo del Partido Nacionalista Vasco en el que la dirección de la formación nunca recae en la misma persona que se postula para la Lendakaritza, se ve que se puede y hay a quien le funciona bien. Claro que ellos llevan años haciéndolo y nosotros, una vez que la militancia elegimos a un candidato distinto del oficial, Borrell, el aparato del Partido se encargó de que no llegara vivo a la elección, presentando al Secretario General, Almunia, nuestras cosas.

El problema fundamental que muchos ven a la bicefalia es la pacífica convivencia de un líder en el Partido y otro líder en la sociedad, pero para eso hace falta menos testosterona, más humildad, mucho diálogo y socialismo corriendo por las venas. La ventaja es que el que sale elegido Presidente del Gobierno puede y debe ocuparse de los intereses de todos los españoles que no tienen por qué ser idénticos a los intereses de los socialistas, de los que se ocupará el que resulte elegido como Secretario General.

En el caso sobre el que escribí en 2011, qué bueno hubiera sido que Zapatero se hubiera encontrado con un Secretario General del Partido Socialista Obrero Español que le dijera no, no estamos dispuestos a Reformar la Constitución, al menos, no así, sin explicar a los ciudadanos por qué lo hacemos, qué pretendemos evitar con ello, qué significa realmente esta Reforma y qué ocurrirá si no lo hacemos. Incluso que se hubiera opuesto radicalmente aunque el resultado final para España hubiera sido el mismo, quizás los socialistas no estaríamos hoy sufriendo este severo castigo por parte de los que antes confiaron en nosotros.

Todo esto viene a cuento porque en julio, los socialistas elegiremos a nuestro Secretario General por primera vez con el voto de todos y cada uno de los militantes, un líder que configure una Ejecutiva sólida, que cohesione a todos aquellos que creemos que el PSOE tiene que volver a ser lo que era, la alternativa real y creíble a la derecha rancia que nos desgobierna y hay quien ve en ello una maniobra para no realizar las Primarias Abiertas a toda la ciudadanía previstas para noviembre y en las que se elegirá al cabeza de cartel para las elecciones generales de finales de 2015.

No veo yo dificultad en que uno de nosotros se encargue de reformar y reforzar el Partido, de modernizarlo, de adaptarlo a los nuevos tiempos, a las nuevas formas de hacer política, con menos dinero, con menos medios, pero con mucha más imaginación y colaboración de todos. Y otro sea quien, sin duda alguna, gobierne este país que nos han puesto patas arriba los de la derecha y el capital y que necesitará dedicación exclusiva para devolvernos todo lo que nos han quitado en el nombre de la recuperación y de la salida de la crisis.
NOTA DE LA ESCRITORA: utilizo el masculino genérico por economía pero donde digo candidato cabe igual candidata, como donde digo secretario me refiero indistintamente a candidata. Disculpadme los ultra ortodoxos del lenguaje de género pero no me gusta usar la @ y me agota tener que poner /a detrás de cada sustantivo.

MI HOJA DE RUTA PARA EL PSOE

Publicado en

Tras el anuncio de Alfredo Pérez Rubalcaba de dejar la Secretaria General del Partido Socialista Obrero Español y convocar un Congreso Extraordinario el fin de semana del 19 y 20 de julio para elegir nueva Ejecutiva, antes de las primarias previstas para noviembre, se ha desatado una especie de esquizofrenia colectiva entre la militancia del PSOE, que ya no se fía de nada ni de nadie, que no tiene claro quién ha decidido que sea el Congreso antes de las Primarias, ni con qué fines y que no quiere que se le hurte el derecho a elegir el futuro del PSOE.

A esta locura colectiva contribuyen aquellos que dicen que pasan olímpicamente de quien sea el Secretario General del PSOE, igual porque piensan que la “marca” les resta apoyos, que lo que les interesa son unas primarias cuanto antes para ser candidatos, candidatos del PSOE, paradójicamente. Y perdonadme pero esto yo no lo entiendo ni aunque me lo expliquen con dibujos.

Que un Congreso Extraordinario despierte recelos, tampoco tiene que sorprendernos, con el actual sistema de Delegados, los militantes votamos en las Agrupaciones por unas personas que son libres de hacer con su voto lo que les venga en gana en el Congreso, que no van mandatados y que por tanto luego pueden malbaratar su decisión, algo que hemos visto en bastantes ocasiones, no es que seamos desconfiados por naturaleza.

Esta desconfianza podría corregirse acordando en el Comité Federal que convoque oficialmente el Congreso Extraordinario que al Secretario General lo elegiremos mediante el voto directo todos los militantes. Teniendo en cuenta que en un extraordinario no se discuten Estatutos, no hay ponencias, eso hace esta fórmula mucho más fácil de llevar a la práctica. Sería moderno, nunca se ha hecho, sería democrático, todos los militantes valdríamos lo mismo con o sin cargo y sería la manera de garantizar unas primarias posteriormente, porque solo votaríamos al que se comprometiera a someterse a ellas. Y lo que es aún más importante, ningún medio de comunicación podría manipular el destino de nuestro centenario Partido.

Una vez elegida la nueva Ejecutiva, ésta convocará las primarias abiertas a toda la ciudadanía en noviembre, como estaba previsto (aclaro que siguen sin gustarme estas primarias abiertas pero que se decidió por mayoría en el Congreso de Sevilla y se ratificó en la Conferencia Política y yo soy muy respetuosa con lo que deciden mis compañeros) además del preceptivo Congreso Ordinario que entre a la modificación estatutaria necesaria para que todos y cada uno de los Secretarios Generales, Federales, Regionales, Provinciales y Locales, se elijan siempre mediante el voto directo de la militancia.

Como veréis no me he pronunciado por nombre alguno por dos sencillas razones, la primera es que me importan más los procedimientos que las caras, caras nuevas con viejos procedimientos no valdrán para nada y la ciudadanía nos está mirando con atención, lo que no sé es cuánto tiempo seguirá mirándonos si no lo hacemos bien. Y la segunda razón es que nadie ni “denguno” que decía mi abuelo se ha postulado como Secretario/a General para ese Congreso Extraordinario de julio por lo que espero a ver quién y sobre todo acompañado por quiénes y lo que no es menos importante para qué, antes de sacar los pompones y adherirme cual hooligans poseída al séquito del Salvador.

Como el tiempo da y quita razones y esto tiene una fecha de caducidad más corta que los yogures de Cañete, en breve sabremos si la hoja de ruta de los que organizan esto coincide o no con la mía. Sea como fuere, espero que acierten, por el bien del Partido Socialista y por el bien de todos nosotros, sufridos militantes de base.

¿Y AHORA QUÉ?

Publicado en

Después del batacazo electoral y el anuncio de nuestro Secretario General, Alfredo Pérez Rubalcaba de que habrá Congreso Extraordinario del Partido Socialista Obrero Español en julio, son muchos los que me preguntan, en las redes sociales y en la vida real ¿y ahora qué? Y aunque a ciencia cierta nadie, nadie, insisto, nadie, tiene ni puñetera idea de qué es lo que va a pasar en las próximas semanas, quiero compartir con vosotros mis sensaciones de lo que ha pasado y de lo que me gustaría que pasara.

Lo primero que quiero es reconocerle a Elena Valenciano la gran campaña que ha hecho, con pocos medios pero con muchos enteros, en la calle, pegada a la gente y a la realidad, una campaña en la que empezó como una candidata de trámite y acabó como una gran candidata que supo reconocer en la noche electoral que había perdido, que nos habíamos dado una hostia terrible, todos, porque PSOE solo hay uno y los socialistas perdimos varios millones de votos el domingo y que la responsabilidad de la derrota era suya.

Lo segundo que quiero es reconocerle a Alfredo el mérito de haber asumido el fracaso de su proyecto y haber dimitido, porque convocar un Congreso Extraordinario en julio es lo mismo que dimitir. Hay otros muchos que también han fracasado claramente este domingo que están amagados entre el follaje esperando que nadie repare en ellos, esos me dan bastante más lástima que Rubalcaba, uno de los políticos más brillantes de este país y sin duda alguna un socialista comprometido que ha salvado uno de los peores momentos por los que hemos pasado.

Después quiero pararme un segundo en aquellos que andan convocando marchas sobre Ferraz, firmas de Change.org y otras formas infantiles de patalear más propias de emergentes formas políticas que de un partido serio, con 135 años de historia y unos estatutos que contemplan cómo cambiar las cosas, eso sí, es algo más trabajoso eso de ir a las Agrupaciones, ganar las listas a los congresillos, pelear en el Congreso porque los delegados sean gente decente y con ganas de cambiar las cosas, pasarse horas defendiendo ponencias… lo dicho, una trabajera.

Y una vez reflexionado sobre cómo hemos llegado hasta aquí voy a ver si soy capaz de aclararme con lo que parece que se nos viene encima. Ante la “dimisión” de Rubalcaba podía producirse dos situaciones: una que una gestora se encargara de pilotar el Partido hasta la celebración de las famosas primarias abiertas que eligieran el próximo cabeza de lista a las elecciones generales de noviembre de 2015 y luego convocara un Congreso Extraordinario o que se convocara primero este y después las primarias abiertas que es por la que ha optado la Ejecutiva Federal.

Amén de ser sincera, ambas opciones tienen sus ventajas, sus inconvenientes y sus trampas y yo, para que negarlo, nunca he sido fan de las primarias abiertas, que soy de las que piensa que el que quiera opinar en mi Partido que se afilie, llamadme rara, por lo que la idea de un Congreso Extraordinario no me disgustaría si no fuera porque no hemos conseguido, por mucho que hemos peleado en los últimos 3 años, introducir la elección directa del Secretario General por el voto de los militantes, ni tan siquiera el sucedáneo de volver al mandato de modo que lo que votemos en las Agrupaciones vaya a misa en el Congreso.

En fin, que a estas horas no tengo muy claro quién se quiere presentar a la difícil tarea de ser el Secretario General del PSOE, quien se descarta porque se espera a las Primarias Abiertas para ser el candidato a las generales de 2015, quien apuesta porque recaiga en la misma persona ambos cargos y quien, como yo, creemos que la bicefalia no es mala cosa para evitar la fagocitación del Partido por parte del Gobierno cuando hay un socialista alojado en la Moncloa.

Y con este cacao mental que gasto y este torbellino de emociones que llevo vividas en las últimas 48 horas, lo único que tengo claro es que soy socialista, lo era antes de darnos la hostia terrible y lo seguiré siendo pase lo que pase en el Congreso Extraordinario.

Finalmente para las mentes malpensadas que me acusan de hablar por intereses espurios ya les adelanto que mi paso por Ferraz tenía fecha de caducidad y estaba sujeto a la campaña de las Elecciones Europeas y que el resultado en las mismas no cambiaba la relación contractual por lo que mi pena se restringe al afecto profundo que siento por Elena y el amor verdadero que padezco por el PSOE.