Canal RSS

Archivo de la etiqueta: Pedro Sánchez

POSVERDAD O PURAS MENTIRAS

Publicado en

samsung-marzo-2016-218POSVERDAD O PURAS MENTIRAS

Posverdad, relativo a las circunstancias en las que los hechos objetivos influyen menos a la hora de modelar la opinión pública que los llamamientos a la emoción y a la creencia personal

Vivimos en la era de la posverdad, nos dicen los todólogos opinadores en medios de comunicación y redes sociales y con ello le dan respuesta a todos los inexplicables resultados electorales que arrojan las urnas, a lo largo de todo el mundo. Lo mismo que los británicos votaran a favor del Brexit, que los colombianos lo hicieran en contra de la paz, que en Estados Unidos gane Donald Trump, que en Francia la favorita sea la ultra Lepen… todo se atribuye a la posverdad.

El otro día, Alfonso Guerra, en la presentación de EL SOCIALISTA, hacía una consideración al respecto de la tan manida posverdad, afirmando que, en sus tiempos, lo que ahora quieren englobar en la posverdad no eran más que puras mentiras, y yo estoy de acuerdo con él.

Una de las mentiras más repetida en los últimos meses y que algunos han llegado a creerse que era verdad es la de que en España, era posible un gobierno de progreso que impidiera que gobernara el PP. Da igual que frente a esa ensoñación tú muestres las cifras:

  • PP                                                                       137
  • PSOE                                                                   85
  • UNIDOS PODEMOS                                         71
  • CIUDADANOS                                                  32
  • ERC                                                                       9
  • CDC (la antigua CIU)                                        8
  • PNV                                                                      5
  • EH BILDU                                                           2
  • COALICION CANARIA                                      1

PSOE 85 + PODEMOS 71 = 156, se necesita sumar a 20 diputados más para alcanzar la mayoría absoluta. ¿Qué 20 diputados progresistas, izquierdistas, pretendían añadir?

Da igual cómo se intente realizar la suma, no hay una mayoría de fuerzas progresistas, de izquierdas, que alcancen los 176 diputados necesarios para gobernar. Y no, no estoy dispuesta a considerar entre las fuerzas de progreso ni a la antigua CIU (8) que es más de derechas que la acera de los pares, ni al PNV (5) que son más razonables y menos corruptos que los de CDC, pero igualmente de derechas. Tampoco considero posible conformar un gobierno progresista con Bildu (2), defensores de aquellos que asesinaron a nuestros compañeros. Ni tan siquiera con ERC (9), cuyo objetivo no es remover las diferencias entre ricos y pobres, redistribuir la riqueza, alcanzar la justicia social, sino emancipar Cataluña del resto de España y que nos den.

Parece mentira tener que seguir, en febrero de 2017, rebatiendo la mentira de que en el Congreso había una mayoría de izquierdas o de progreso con la que se podía formar gobierno, pero sí, es necesario y, desgraciadamente inútil.

Otra de las mentiras más repetidas, también en los últimos meses, es la de que los malvados barones socialistas echaron a Pedro Sánchez para pactar con el PP. Los hechos, que son obstinados, dicen todo lo contrario, pero os conmino a tratar de discutir, basándoos en estos hechos, con cualquiera de los seguidores de Sánchez, para comprobar cómo la posverdad, o la pura mentira, ha calado hondo en sus corazones. Vamos a repasar esos hechos, apoyándonos en información periodística del momento para ello.

En el relato de los hechos sucedidos antes del Comité Federal el 1 de octubre, se dice que 17 conspiradores dimitieron para que Sánchez no fuera Secretario General y así poder pactar con el PP. Olvidan los que afirman esto que fue Pedro Sánchez el que pidió que aquellos que no estuvieran de acuerdo con su Congreso Exprés, en tres semanas (sin tiempo para que se presentaran otros candidatos, sin debate interno, sin Ponencia Marco en la que pudiera participar toda la militancia, en una palabra, sin garantías democráticas), dimitiera, y así se hizo por parte de esos 17 miembros de la Ejecutiva Federal del PSOE.

En ese mismo relato se dice que a Sánchez se le echa (primera falacia porque dimitió él al perder la votación en la que pretendía celebrar un Congreso en tres semanas) porque él quería votar no a Rajoy, como la militancia, y los malvados barones pactar con el PP. Olvidan los que esto afirman que Sánchez podía haber propuesto al Comité Federal que la militancia votara si quería terceras elecciones o abstenerse y dejar al PP gobernar en minoría, pero no, eligió intentar jugársela a un Congreso en tres semanas para que nadie pudiera presentarse contra él y garantizarse cuatro años en Ferraz.

La mentira, o ensoñación, que más me enternece estos días es la de que si hubiéramos ido a unas terceras elecciones, nuevamente con Sánchez, las terceras en un año, el PSOE hubiera ganado. De verdad, que te lo dicen sin rubor personas que vieron cómo el 20 de diciembre, con Pedro Sánchez a la cabeza, el PSOE cosechó el peor resultado de su historia reciente, 89 diputados y seis meses después, tras haber pactado a lo loco con ciudadanos y perdido la investidura, empeoró el resultado dejando al PSOE con tan solo 84 diputados, salvado de la vergüenza de perder ser el partido referente de la izquierda por la desastrosa idea de Pablo I de fusionar a Podemos con Izquierda Unida.

Es muy difícil, por no decir imposible, combatir la posverdad, aquí os he puesto algunos ejemplos que sufrimos a diario aquellos que nos empeñamos en atenernos a los hechos y no a los deseos o ansiedades de unos y de otros. Seguro que vosotros podéis añadir muchos más, porque así es como se están construyendo liderazgos ficticios en nuestros días, con mentiras más grandes que la catedral de Burgos repetidas hasta la saciedad, envueltas en una épica del todo a cien y amplificadas por un ejército abducido por el encanto de la posverdad, mentira cochina para el común de los mortales.

 

Anuncios

Y SI… UNA DE POLÍTICA FICCIÓN A CUENTA DE ENCUESTAS Y PACTOS.

Publicado en
Encuesta-GAD3-Mayo-en-escaños

Encuesta del ABC (de los que más cerca estuvo el 20D) publicada por @ElElectoral

Y SI… UNA DE POLÍTICA FICCIÓN A CUENTA DE ENCUESTAS Y PACTOS.

¿Y SI Rajoy y Rivera, ayudados por alguno más llegan a la mayoría absoluta?

Este es uno de los escenarios electorales más probable, si atendemos a las encuestas que más se acercaron a los resultados electorales el pasado diciembre. Vaticinan que el Partido Popular mejore sus resultados, no tanto en votos, pero sí en escaños (fundamentalmente debido a la abstención de la izquierda) y que Ciudadanos se mantenga o incluso arañe dos o tres diputados más, por lo que ambos, con la colaboración de nacionalistas de derechas, como el PNV, podrían formar gobierno.

¿Qué deberíamos hacer los socialistas en ese escenario, seamos segundos o terceros? Votar que NO a la derecha, a las dos derechas la vieja y la nueva y renovar el partido de arriba abajo.

¿Y SI Podemos tiene más votos pero menos escaños que el PSOE?

Si el voto de Izquierda Unida se mantiene para Podemos, al menos en un cincuenta por ciento y Podemos sufre un ligero desgaste, por tantas tonterías durante esta breve legislatura de circo sin pan, nos encontraríamos con que Unidos Podemos pueda tener seis millones de votos, frente a los cinco y medio del PSOE y aún así, tener menos escaños porque su voto se concentra en las grandes capitales donde los escaños a repartir son los que son y puede haber uno o dos en juego, nada más.

¿Qué deberíamos hacer los socialistas en ese escenario, de ser segundos por los pelos y muy lejos del PP? Votar que NO a populares y populistas y quedarnos en la oposición, renovando el partido de arriba abajo.

¿Y SI el PSOE consigue mantener la segunda posición también en votos pero lejos del PP y de poder gobernar?

Podría ser, aunque casi ninguna encuesta lo contempla, que mucho antiguo votante del PSOE, que nos castigó en diciembre, desencantado de Podemos, vuelva a su voto clásico. Es difícil, porque no les hemos dado demasiadas razones para volver, pero los socialistas gozamos de un intangible en la memoria colectiva que puede conseguirlo.

¿Qué deberíamos hacer los socialistas en ese escenario de quedar segundos en votos y escaños pero igualmente lejísimos del PP? Votar NO al PP, irnos a la oposición y renovar el partido de arriba abajo.

¿Y SI Podemos gana al PSOE en votos y escaños?

Podría darse el caso de que la suma de Podemos con Izquierda Unida no reste, como creo yo, sino que realmente sume y que eso les permita acceder a escaños en pequeñas circunscripciones donde por separado no tenían opciones y así queden por delante del PSOE, lo dudo, pero podría ser.

¿Qué deberíamos hacer los socialistas en ese escenario terrorífico? Si el Partido Socialista Obrero Español deja de ser la fuerza hegemónica de la izquierda española, todos los que hayan tenido responsabilidad alguna, por activa o por pasiva en esa catástrofe, deben dimitir, abandonar la vida política y dejar que el resto renovemos el partido de arriba abajo. Nuestros representantes en el Congreso de los Diputados, deben votar NO a populistas y populares y pasar frío en la oposición.

¿Y SI todo queda más o menos igual que el 20 de diciembre?

No es descabellado pensar que puede que los españoles estemos un poco hasta las gónadas de que nuestros representantes políticos nos tomen el pelo y mercadeen con nuestros votos y decidamos volver a votar lo mismo que en diciembre, ya que nuestras ideas políticas no son de quita y pon y es de la clase política la responsabilidad de administrar sabiamente lo que deciden las urnas.

Es decir, si la suma de derechas no llega, pero la de izquierdas tampoco y son necesarios los secesionistas para formar gobierno.

¿Qué deberíamos hacer los socialistas, que es lo que deberíamos haber hecho en diciembre? Admitir que con 89 diputados no se puede gobernar, dimitir y asumir responsabilidades políticas, las que las tienen, votar NO a populares y populistas y renovar el partido de arriba abajo.

¿Y SI esto supone que haya unas terceras elecciones? No será nuestra la responsabilidad, como parece que no es de Rajoy el no haber querido intentar formar gobierno, ni de Iglesias el haber votado no a un candidato socialista un coalición con los populares. Los votantes dan y quitan razones y a nosotros, nos las han quitado.

No, no hay un ¿Y si el PSOE gana las elecciones? porque no hay nada ni nadie, ni una encuesta, ni interna ni externa, ni real ni inventada, que contemple esa opción. Esto es de lo único que debería estar hablando nuestro candidato y secretario general, Pedro Sánchez, de por qué, el partido que más y mejor ha gobernado este país, no tiene ni la más remota posibilidad de ganar unas elecciones. Todo lo demás… teatro, puro teatro.

DE ENCUESTAS, SORPASSOS Y PACTOS

Publicado en

 

Las diez de la mañana del 23 de mayo y ya he desayunado con los sesudos análisis en Ana Rosa de la encuesta de Metroscopia que asegura habrá sorpasso de UP (Unidos Podemos) al PSOE y camino del curro he escuchado en la Ser otra sesuda tertulia sobre cómo pierde votantes el PSOE y cómo le afectó el gilipacto de Sánchez con Ciudadanos. Todos los contertulios coinciden en defender una cosa y la contraria, pero todos están de acuerdo en que en el PSOE pintan bastos.

metroscopiaSOBRE LAS ENCUESTAS todos los tertulianos se congratulan de que ahora las encuestas sí que van a acertar porque tiene elementos de contraste, es decir, que como Podemos ya se ha presentado a todas las elecciones que tenemos en España: Europeas, municipales y autonómicas y generales, ahora es más fácil predecir el comportamiento del votante.

Esto, que a priori es verdad, tiene un matiz, en estas elecciones se ha producido la absorción de IU y otras 14 pequeñas formaciones más, por parte de Podemos lo que vuelve a presentarnos frente a un horizonte desconocido, ¿sumará o restará esto de juntar la izquierda más significada de España con los que abjuraban de la ideología, eran de abajo, de la gente, transversales? Mi apuesta es que resta.

SOBRE EL SORPASSO todos los tertulianos dan por buena la encuesta de Metroscopia que asegura que UP tendrá un 23% de los votos mientras que el PSOE se quedará en el 20%, no lo creo, pero andará cerca. No creo que se pueda sumar directamente el votante IU a la nueva formación de Pablo Iglesias, ni asegurar que todo el que votó a Podemos cuando no era de izquierdas, quiera hacerlo ahora que son la izquierda radical, o la izquierda comunista, o la izquierda auténtica…

Hecha esta apreciación inicial, pudiera ser que UP tenga más votos que el PSOE (lo dudo) pero no tendrá más diputados, por el reparto territorial de votos y escaños. Nadie puede negar que la implantación territorial del PSOE es infinitamente superior a la de Podemos, incluso con el aporte de sedes y trabajo a pie de pueblo que le aporta IU.

SOBRE PACTOS todos los tertulianos coinciden en que el gilipacto con Ciudadanos que firmó Sánchez (no el PSOE, que el resto del Partido no sabía nada del mismo hasta que vimos la solemne ceremonia de firma, tapices mediante) no ha servido para nada más que para mantener vivo al Secretario General del PSOE, una temporada más.

Aquí también discrepo porque sí ha habido un gran beneficiado de ese pacto, Albert Rivera, cuyos 40 escaños el 20 de diciembre le condenaron a la irrelevancia y la desesperación de Sánchez le elevó a hombre de Estado, lo que se aprecia en la mejora de Ciudadanos en las encuestas. Aunque también es verdad que ese efecto se va diluyendo con el paso de los días y que el miedo a la victoria de la izquierda hará que mucho votante moderado vuelva al PP, pese a que están hartos de corrupción y de falsas mejoras económicas.

Lo cierto es que todas las encuestas coinciden en que el PSOE no superará el 20% de los votos el 26 de junio, en diciembre fue apenas el 22%, lo que nos deja en una situación imposible para aspirar a gobernar, da igual si quedamos segundos o terceros, con apenas 85 diputados, no se puede formar gobierno, como no se debería haber intentado con 89 que obtuvimos en diciembre.

SOBRE TÁCTICAS (QUE ESTRATEGIA NO TENEMOS) Hoy, la dirección federal del PSOE ha apelado a la unidad, la lealtad y la responsabilidad del resto de la organización para con ellos, (algo que no han practicado para con los demás) para salir unidos a defendernos de la amenaza real de que se dé el famoso sorpasso.

Hoy, la dirección federal el PSOE, ha decidido recuperar las figuras de Zapatero, Rubalcaba y Felipe González para hacernos recordar a los votantes que tuvimos un pasado glorioso en el que nuestros líderes vencían y convencían y por ello gobernaban y eso nos permitía hacer políticas que mejoraran la vida de la gente, que para eso fundó se fundó el PSOE hace 137 años.

Hace unos meses todo era Pero Sánchez, nuevas caras, independientes y marketing. Mucho ruido mediático y pocas nueces ideológicas. Hoy, visto el fracaso rotundo de esta “americanización” de la organización, volvemos al socialismo clásico, a los socialistas de fuste, a la militancia que arrima el hombro incluso para ayudar al que los ha pisoteado, ninguneado y humillado, a la disciplina de partido… a todo lo que nos ha hecho sobrevivir a la Guerra, la dictadura, el exilio, la persecución ideológica, la transición, las décadas de gobierno absoluto de España, el arribismo y el ensimismamiento, esperemos que no sea tarde.

SOBRE EL SANCHISMO O POSTSANCHISMO que ya estamos leyendo numerosas noticias de que la gente de Sánchez se atrincherará en Ferraz la noche del 26 de junio, después de otro, más que probable, resultado histórico; y otras tantas noticias asegurando que otros ya están gestionando el nuevo PSOE sin Pedro y los suyos. Me da una pereza máxima todo este espectáculo miserable en los medios, que alimentan terceras espadas y que solo contribuye a esta ceremonia de la confusión en que tenemos sumidos a nuestros votantes.

Creo que hay muy poca gente en el PSOE que tenga más razones objetivas que yo, para desear que acabe la era Sánchez y el imperio Luena del terror, pero eso no puede ser a costa de sumir a la organización en la miseria política y económica, que ambas van juntas.

Ya dije en su día que no haré el papelón de pedir el voto para Sánchez y cantar sus virtudes, en las que no creo, pero sí votaré PSOE que es mucho más que su líder, defenderé todo lo bueno que el PSOE ha traído para este país durante décadas, lucharé porque mis compañeros del PSOE obtengan los mejores resultados posibles y, al día siguiente de las elecciones, haya pasado lo que haya pasado el 26J, exigiré que se celebre el Congreso Ordinario que debía haberse celebrado hace meses, en el que apostaré decididamente porque haya otra dirección federal.

SOBRE EL PACTO PODEMOS-IZQUIERDA UNIDA

Publicado en

 

U306797

FOTO GTRES: Politicians Pablo Iglesias and Alberto Garzón reach a preliminary electoral agreement in Madrid on Monday 9, May 2016

¿POR QUÉ AHORA? Esta es una buena pregunta ¿por qué ahora el pacto entre Izquierda Unida y Podemos y no antes del 20 de diciembre? Algunos dicen que es porque Izquierda Unidad tiene menos dinero que uno que se está bañando y no podía afrontar los gastos de una nueva campaña electoral, pero eso ya era así en otoño pasado. Las sedes embargadas y las deudas impagadas de IU vienen de lejos, por lo que algo más debe haber pasado y yo lo tengo claro.

Lo que ha hecho posible este pacto con los que ayer eran cenizos, tristes, agoreros, pitufos gruñones, es el inmenso desgaste de Podemos desde el 20 de diciembre hasta hoy. Nadie que conozca al votante de izquierdas, y no olvidemos que millón y medio de los que han votado a Podemos en las últimas elecciones lo hicieron al PSOE en las anteriores puede pensar que todo lo que voy a enumerar a continuación, sale gratis:

Pablo Iglesias repartiendo ministerios y exigiendo la vicepresidencia plenipotenciaria;

Carolina Bescansa montando un numerito con su bebé en la constitución del Congreso estando la niñera que la acompaña 24 horas al día, sentada fuera;

las confluencias quedándose sin grupo propio porque lo prohíbe el Reglamento pese a que se lo había prometido Podemos en los acuerdos firmados para concurrir juntos a las elecciones;

Podemos fuera de la Mesa del Congreso porque no conocen el Reglamento;

Podemos montando un pollo porque les toca sentarse en el gallinero y como no tienen nadie en la Mesa del Congreso porque no conocen el reglamento no han podido negociar cómo repartir los asientos;

Pablo Iglesias purgando a los errejonistas;

Errejón mudo dos semanas;

ejecutivas regionales enteras de podemos dimitiendo y huyendo por el totalitarismo del líder supremo;

Podemos sentándose a negociar y levantándose en minutos con cualquier excusa…

¿QUIEN GANA CON ESTE PACTO? Esta también es una buena pregunta porque a priori, a corto, todos ganan. Gana Garzón que se quita de encima a toda la vieja guardia de IU que no quería confluir y que pretendía defender la esencia de una organización con proyecto propio y gana Pablo Iglesias que se vuelve a presentar ante los suyos como el gran líder hacedor de frentes populares de izquierda auténtica ideal de la muerte y anti malvados socialistas vendidos al capital.

Gana Izquierda Unida, que como ya he dicho antes, no tiene presupuesto ni capacidad de endeudamiento para hacer frente a una, siempre costosa, campaña electoral, por austera que pretenda hacerse esta. Y gana también Podemos que se encuentra con una organización con buena implantación territorial, solo en Andalucía, Izquierda Unida debe tener 15 o 20 sedes, lo que les permite hacer campaña apegados a algo sólido.

¿Pero, ganan los votantes de una y otra formación? No hablo de militantes porque gente apuntada por internet, no es militancia y, por tanto, Podemos, carece de la misma. Yo creo que no, no ganan los votantes de Podemos que se habían tragado el cuento de no somos ni de izquierdas ni de derechas, somos los de abajo frente a los de arriba, estamos por encima de sesgos ideológicos y ahora se encuentran unidos del bracete de los comunistas más comunistas de Europa. Y no ganan los votantes de Izquierda Unida que han sido maltratados, descalificados y humillados por los líderes de Podemos cuando creían que no les necesitaban, y ahora se encuentran en la encrucijada de tener que votar a aquel que los despreciaba si quieren votar a los suyos, mal negocio.

Y gana el PP, que estos siempre ganan, porque hará una campaña electoral del miedo, advirtiendo a los españoles de que vienen los malvados comunistas, bolivarianos, bolcheviques, proetarras y come niños de Podemos/IU todos juntos, ninguneando al PSOE, que es su auténtico rival.

Y finalmente ¿la suma Podemos más Izquierda Unida suma o resta? Yo creo que resta, resta del lado más moderado, más clase media, más desideologizado que no quiere votar comunismo, mucho menos “Anguitisimo” y resta del lado más comprometido y valiente de IU que lleva décadas resistiendo para ver como hoy, se malbaratan sus principios y valores, por 8 escaños y un puñado de euros.

¿COMO NOS AFECTA AL PSOE? Quitando la enorme conmoción en la fuerza de estas primeras horas de pacto Izquierda Unida – Podemos y el coñazo insufrible que están dando en las redes sociales, unicornios rosas mediante, unos y otros, lo cierto y verdad es que al Partido Socialista Obrero Español esto no debería afectarle demasiado.

Sí, habéis leído bien, esta gente ni nos pone ni nos quita votantes, ni juntos, ni separados, lo hacemos nosotros solitos, o, mejor dicho, nuestros líderes, con sus propuestas, con su campaña electoral, con sus comportamientos pasados, presentes y futuros y no los adversarios/enemigos a los que nos enfrentemos.

Que el PSOE está en una profunda crisis no lo digo yo, lo dicen, alto y claro, los resultados electorales. Desde el año 2008 hasta hoy hemos perdido prácticamente 6 millones de votos, seis millones, repito en letra por si con el número no ha quedado claro. ¡Qué curioso! Casi los mismos votantes que hoy tiene Podemos, que vendió el cuento de no somos de izquierdas ni de derechas para ser el partido atrapa todo que fuimos el PSOE años atrás, pero esa es otra historia, que ya la habrán contado muchos en otros lugares.

¿COMO AFRONTAR LA CAMPAÑA ELECTORAL? Aquí está la madre del cordero, o como diría un político al uso, me alegro de que me hagan esta pregunta. Si Pedro Sánchez se va a pasar la campaña diciendo que Rajoy es el mal y que el PSOE es el bien, que hay que pactar con Ciudadanos, falangito para los amigos, porque si no gobierna el PP y que Podemos solo quiere hacer la pinza como Anguita a Felipe, apaga y vámonos. Todavía somos capaz de perder otro millón de votantes.

Si Pedro Sánchez recuerda que es el Secretario General del Partido Socialista Obrero Español, partido artífice de la Transición y del periodo de paz y prosperidad más largo que ha tenido España, implementadores del Estado del Bienestar en este nuestro país dando a la Educación Pública, la Sanidad Pública y a los Servicios Sociales, el papel corrector de injusticias sociales, repartidor de riqueza y creador de oportunidades que hasta hace unos años tenía.

Si Pedro Sánchez es capaz de poner de manifiesto que, obligado por las circunstancias o por su naturaleza de hombre de Estado, lo mismo me da, ha sido el único que ha querido realmente formar un gobierno alternativo al del PP durante estos meses de mini legislatura. Que ha sido capaz de alcanzar un acuerdo con Ciudadanos, una fuerza de centro derecha, pero con ganas de regenerar el podrido cesto de la política española y que, de haber querido su líder, podría haber integrado a Podemos en un período de reformas vitales, empezando por la Ley Electoral, siguiendo por la Ley de Educación, pasando por las Leyes Laborales, las que censuran derechos individuales, configurando un buen sistema de financiación autonómica que alivie tensiones en los territorios… tantas cosas que nada tienen que ver con la Televisión o el CNI.

EL PORQUÉ DE MIS PREVISIONES PARA EL 26J He hecho públicas, en varias redes sociales, mis impresiones sobre cuál será el resultado electoral el último domingo de junio, que paso a reproducir aquí para luego poderlas justificar, aunque del texto anterior ya se coligen algunas razones.

  • PP 130
  • PSOE 85
  • Ps/IU/confluencias? Si consigue realmente todas las confluencias, que tengo mis dudas, andará por los 67 diputados, que se quedarán en 57 si se le caen los gallegos, catalanes y valencianos, o parte de ellos.
  • Cs 46

Creo que el PP perderá votos, pero como la participación va a caer y mucho, el reparto de votos por circunscripción les beneficia, pese a que la unión de Podemos más IU pudiera robarles algún resto en alguna provincia.

Creo que el PSOE andará cerca de los 89 de ahora porque tenemos poco sitio donde perder ya. Menos de lo que hemos sacado en grandes provincias como Madrid o Barcelona, será difícil que saquemos, por lo que perderemos un diputado aquí y otro allá, aunque perdamos votos.

Creo que Podemos y su conversión a casta en cuanto han tocado las instituciones, estaba sufriendo un desgaste terrible, ese que deviene de prometer el cielo y no conseguir ni pisar el suelo, que se podía traducir en un millón menos de votos y eso no se lo va a aportar IU, como mucho medio millón. Sobre las confluencias, a las que atrajeron a su organización con mentiras, como la promesa de grupo propio, portavoz propio, tiempo de intervención y jugosa subvención a cargo de todos los españoles, tengo mis dudas de que quieran repetir.

Creo, finalmente, que Ciudadanos rentabilizará ser la derecha moderada para mantener los votos que venían de los cansados de la corrupción del PP, pero también podrán sujetar a los más centristas con su acercamiento al PSOE y a todos esos españoles que quieren que los políticos se pongan de acuerdo, haya un gobierno y se arreglen las cosas, sin circos. No olvidemos que en este país se ganan las elecciones por el centro, por los menos radicalizados en sus concepciones políticas y que durante décadas ha habido dos o tres millones de ciudadanos que lo mismo votaban PSOE que lo hacían PP, en función de comportamientos y resultados.

ESTOY DE BAJON

Publicado en

image

No sé si será la primavera, que siempre trae la malvada astenia, o si será la edad, que estoy hecha una cuarentona y se me están dislocando las hormonas. No sé si tendrá la culpa el panorama político español, que es para llorar o emigrar, o ambas cosas a la vez, pero insisto, yo estoy de bajón.

Creo que no es por lo de la pre menopausia porque eso solo me afectaría a mí y noto que el bajón es generalizado. Se nota en Twitter, que la gente no está para nada, que no tenemos ganas ni de sacarnos los ojos, con lo que eso anima las tediosas tardes. Se nota en las conversaciones familiares, que nadie salta por encima de la mesa dando voces y soltando espumarajos por la boca en defensa de su partido, el que sea. Se nota en las tertulias políticas, que nos hacen bostezar a propios y extraños. Y se nota, sobre todo, en mis compañeros de partido que guardan un atronador silencio, un silencio sonoro que decía aquel, que pone los pelos de punta.

Están de bajón los sanchistas porque la crónica de una muerte anunciada está llegando a su fin. Nadie, en su sano juicio, cree que el PSOE mejorará los pésimos resultados del 20 de diciembre que vendieron como históricos, por lo que Pedro no podrá seguir alargando su interinidad al frente de la Secretaría General ni un día más y no tendrá más remedio que convocar el Congreso Ordinario que debía haberse celebrado hace meses.

Que ese Congreso Ordinario no lo va a ganar Pedro Sánchez, es un hecho tan seguro como el que no va a mejorar los resultados de diciembre el 26J, es por ello que el desánimo cunde entre las filas de acérrimos, pero, y esto es lo extraño, también entre los que no lo son.

Estamos de bajón, también, los que nunca hemos querido que Sánchez fuera nuestro Secretario General y los que han descubierto que no lo querían después, todos. Estamos de bajón, digo, porque nos duele el PSOE, nos duele en el alma ver como un error tras otro de la actual dirección federal nos conduce al abismo, pero nada podemos hacer para evitarlo. Valgan unos ejemplos sencillos:

  • Las listas, que Pedro se ha empeñado en que sean las mismas que en junio, en lugar de tomar nota de aquellos lugares en los que no hemos funcionado, analizar por qué, qué nombres suman y qué nombres restan y ponerle solución. Lo de Madrid es el más claro absurdo “sostenella y no enmendalla” que he visto en mi vida.

Habiendo bajado de 10 míseros diputados que conseguimos en 2011 a 6 vergonzantes en 2016, lejos de comprender que inclusiones aventureras como Irene Lozano, conocida por insultarnos gravemente desde la Tribuna del Congreso, una cunera del PSCE, Maritxel Batet, que no ha dudado en volverse a su lugar natural en cuanto le han quitado de encima a su rival, Carme Chacón o la comandante Cantero a la que nadie conoce más causa que la suya propia, Sánchez no dudó en afirmar que repetiría íntegra la lista -casi un minuto antes de que desertara la ex de UPyD-

  • El Comité de Campaña, por primera vez en nuestra historia reciente, ningún miembro de Juventudes Socialistas estará en el Comité de Campaña ¿por qué? Según el ínclito Simancas porque son una organización distinta del PSOE (sic) Se ve que andamos sobrado de voto joven y podemos prescindir de la parte más activa, más dinámica, más valiente y más roja de nuestra ideología.
  • El mensaje, uno de los mayores errores del pos batacazo electoral de diciembre fue afirmar rotundamente que con el PP no se iba ni a hablar, cerrándose una parte del terreno de juego y obligándose por ello a jugar en terreno podemita. Así, lo segundo que ha dicho Pedro, lo primero es que iba a repetir como candidato, simulacro de primarias mediante, es que no iba a hablar con el PP, fuera cual fuera el resultado el 26J, otra vez jugando en un terreno achicado.

Hay quien desde la prensa afirma, muy alegremente, que estamos encantados de que Pedro se la pegue, de que cuanto mayor sea la hostia, más contentos los críticos, ¡qué poco nos conocen! Nada más lejos de la realidad, críticos, como yo, votamos en diciembre PSOE, pese a Pedro Sánchez, pese a César Luena, pese a la defenestración de Tomás Gómez, pese a las purgas en Madrid, pese a mi propio Expediente Disciplinario, y lo hicimos porque nos duele el PSOE más que nuestro propio dolor.

Lo que quisiéramos los críticos, me atrevo a decir que somos la mayoría hoy en el Partido, es que la actual dirección federal nos escuchara, cambiara el rumbo, dejara atrás el sectarismo, las rencillas y las miserias personales y se remangara para trabajar todos juntos en salvar a nuestra organización de un futuro incierto. Que, en lugar de quejarse de la división interna, nuestro Secretario General, entonara el mea culpa y reconociera que el que ha sembrado la semilla de la discordia, de la desunión, es su Secretario de Organización, César Luena, al que no quieren ni gran parte de sus afines, porque ha confundido el orden con el autoritarismo, porque no sabe que el respeto se gana, no se impone.

Lo que quisiéramos los críticos es no tener que serlo, o serlo por cosas menores, que el que tiene el vicio, como yo, de salir a ganar, siempre encuentra cosas que podrían hacerse mejor para llegar aún más lejos, más alto, más rápido, más todo.

Lo que quisiéramos los críticos, de todo corazón, es que hubiera alguna posibilidad de que el PSOE ganara las elecciones el 26J y Pedro Sánchez fuera el Presidente del Gobierno sin malabarismos, sin pactos anti natura, sin sopas de siglas, porque España necesita desesperadamente que los socialistas volvamos a gobernar y, desgraciadamente, esto no va a pasar en junio porque el que tiene la llave que abre la puerta a todo esto no piensa soltarla.

¡QUÉ FATIGA DE RE-CAMPAÑA ELECTORAL!

Publicado en

PSOE

¡QUÉ FATIGA DE PRECAMPAÑA DE LA RE-CAMPAÑA ELECTORAL!

Pues ya se han disuelto las Cortes, se acabó esta Legislatura, como ya vaticinamos algunos que ocurriría, siendo acusados de todo y por su orden, y ya estamos en la precampaña de la re-campaña electoral, ¡qué dios nos asista!

Personalmente afronto esta re-campaña electoral en una difícil situación personal, me encuentro que tendría que pedir el voto y cantar las excelencias del Secretario General que me ha abierto un Expediente Disciplinario por el que me quiere expulsar de mi partido, en el que estoy afiliada antes que él mismo, por discrepar de sus decisiones orgánicas.

Tendría que hacer campaña y defender, al Secretario General que ha presionado a 13tv para que no me llamen en sus tertulias, a través de la responsable de su imagen/comunicación, no sé muy bien qué, amenazando con todos los males del infierno si lo hacen, prometiendo que si no voy yo (ni Corcuera) enviarían al propio Pedro y algunos primeros espadas a ser entrevistados o participar en las tertulias de la cadena, en una palabra, impidiendo que critique leal y libremente su actuación al frente del PSOE en la televisión.

Tendría que decirles a los votantes que aquel que ha destrozado nuestra organización en Madrid, defenestrando al Secretario General y candidato elegido por los militantes, disolviendo su Ejecutiva y el Comité Regional y privando durante meses a la militancia de Madrid de sus derechos estatutarios, por odios personales, por miedo a los rivales o por venganzas gestadas durante una década por oscuros personajes del socialismo madrileño, es el candidato idóneo para dirigir, nada menos, que el Gobierno de España.

Pero al mismo tiempo, sé, que solo el Partido Socialista Obrero Español puede revertir estos, ya casi 5 años (gracias Pablo I), de desgobierno del PP. Que hay una manera de salir de la crisis sin dejar atrás al 25% de parados, al millón ochocientos mil hogares sumidos en la miseria energética, al 30% de niños que viven bajo el umbral de la pobreza, a los dependientes que no están cobrando aquello a lo que tienen derecho por Ley, a los mayores que han dejado de tomar sus medicamentos porque no pueden hacer frente al copago farmacéutico mientras ayudan a sus hijos y nietos en paro, a las familias que están siendo desahuciadas sin una solución habitacional alternativa, a las decenas de miles de universitarios que se han visto obligados a abandonar sus estudios porque no pueden pagar las desorbitadas tasas de matrícula, a los centenares de miles de españoles que están teniendo que emigrar para procurarse un futuro digno… y que esa manera de salir de la crisis luchando contra las desigualdades se llama Partido Socialista Obrero Español.

Así que no pediré el voto para Pedro Sánchez Castejón, el peor Secretario General que hemos padecido los socialistas, desde el advenimiento de la democracia y posiblemente, en toda nuestra historia centenaria. No aplaudiré sus propuestas ni ocurrencias, no retransmitiré sus mítines, no agitaré los pompones ante sus actuaciones, no seré tan hipócrita, porque eso es algo que ni vosotros ni yo misma me podría consentir.

Pero sí pediré el voto para el Partido Socialista Obrero Español, que existía mucho antes de Sánchez y que, afortunadamente, seguirá existiendo, dentro de un par de meses cuando él ya no sea su máximo dirigente. Pediré el voto para el partido de hombres y mujeres que están gobernando sus Comunidades Autónomas desde el socialismo, la lucha contra las injusticias sociales y contra los recortes impuestos por el todavía desgobierno de Mariano Rajoy, pediré el voto para el Partido de Susana Díaz, de Guillermo Fernández Vara, de Emiliano García Page, de Javier Fernández, de Javier Lambán, de Ximo Puig, de Patricia Hernández, de Francina Armengol.

Pediré el voto para el Partido de Felipe González y Alfonso Guerra, de José Luis Rodríguez Zapatero y Carme Chacón, de Alfredo Pérez Rubalcaba y Elena Valenciano, de Tomás Gómez y de Maru Menéndez, de Juan Carlos Rodríguez Ibarra y José Bono, de Pepe Griñán, de Eduardo Madina, de Antonio Miguel Carmona, de Pablo Sánchez, de Mariano Beltrán, de César Calderón, de Moisés González, de José Ramón Gallego, de Javier de los Nietos, de Ricardo Domínguez, y por qué no, de Martu Garrote, y de mi marido, y de mi madre, y de tantos y tantos que durante 137 años han escrito nuestra gloriosa historia. Te pediré que votes PSOE porque está plagado de hombres y mujeres valientes, comprometidos, luchadores, incansables, sabedores de que hemos hecho cosas mal, pero hemos hecho muchísimo bien y de que no hay ninguna razón para que no volvamos a hacerlo.

¡VOTA PSOE!

NO MAS LISTAS EN LAS LISTAS

Publicado en

image

Se repiten las elecciones, sí, como lo oís, aunque nadie pudiera sospecharlo, ha sido imposible llegar a acuerdos con esta aritmética parlamentaria endiablada y este poco nivel de los líderes políticos actuales y el 26 de junio toca volver a votar, para lo que habrá que presentar nuevas listas electorales de todas las formaciones políticas.

En el caso del PSOE, nuestro Secretario General en funciones, Pedro Sánchez, ha dicho que se va a presentar a las primarias abiertas a la sociedad que fijan nuestros Estatutos para elegir al cabeza de lista socialista, pero también ha dicho que las listas van a ser las mismas que se presentaron el pasado 20 de diciembre, esas con las que obtuvimos un resultado histórico que celebraban con júbilo en la Casa del Pueblo de Ferraz, mientras el busto de Pablo Iglesias, el bueno, lloraba en silencio en el hall.

Ambas afirmaciones son una contradicción en sí mismas, primero porque si se abren primarias puede que no sea Sánchez Castejón el elegido del PSOE por lo que, indefectiblemente, las listas no serán iguales. Pero además, estas afirmaciones, sobre todo la segunda, denotan el profundo desprecio que siente nuestro General Secretario hacia las normas internas de nuestra organización (que fijan procedimientos para la elaboración de las listas), hacia la sufrida militancia socialista (que tiene voz, aunque no voto, a la hora de proponer los nombres que van en esas listas), hacia los Comités Regionales (encargados de elaborar las listas en cada territorio) hacia la Comisión Federal de Listas (órgano que tiene la misión de supervisar estas listas enviadas por los territorios) y hacia el Comité Federal (que es el que aprueba finalmente las listas definitivas).

Lo cierto es que ya le consentimos, a Sánchez, digo, que en diciembre incluyera en las listas por Madrid a quien se le puso en sus voluntades, verbi gracia Irene Lozano, que desde la tribuna del Congreso durante su paso por UPyD, se dedicó a insultarnos, a los socialistas, de todas las formas imaginables, o su protegida, Zaida Cantero, famosa por defender su causa, haber sufrido acoso laboral por parte de un superior en el Ejército, pero desconocida en la defensa de cualquier otra causa común del socialismo español, hasta la fecha.

Pensará Pedro, con buen criterio, que si en diciembre hizo lo que se le antojó, por qué no habría de hacerlo ahora, nuevamente. No le afecta el hecho de haber cosechado un resultado ridículo, vergonzante, irrisorio, en Madrid, donde Sánchez era el número uno y sus flamantes fichajes la cuatro y la seis, desplazando a las socialistas (con carné) madrileñas, a los puestos a partir del octavo, de no salir, según todas las encuestas.

Ser el cuarto en Madrid, por detrás del resto de líderes nacionales Rajoy, Iglesias y Rivera, no parece haberle quitado ni un segundo de sueño a Pedro, por lo que insiste en presentar una lista que hace que nuestros votantes de siempre renieguen de nosotros. Unos nombres que hacen que coger la papeleta del puño y la rosa sea un calvario hasta para militantes acérrimos como yo. Un desprecio hacia la militancia femenina madrileña que debería remover las conciencias de tanta socialista feminista que se ha entregado en cuerpo y alma a la causa.

Dudaba si escribir esta entrada NO MAS LISTAS EN LAS LISTAS, o, a la vista del coñazo que ya nos están dando en los medios de comunicación y en las redes sociales con los eslóganes de campaña, una titulada OTRA CAMPAÑA ELECTORAL NO, POR EL AMOR DE DIOS, pero me he decantado por la primera porque es gravísimo todo lo que está sucediendo desde hace un par de años en nuestra organización. Aún no alcanzo a comprender cómo se permite la conculcación constante de los Estatutos, el retorcimiento torticero de los reglamentos, el uso y abuso de la posición de fuerza de la actual dirección federal y el ninguneo constante a la militancia, a la que solo se acude para consultas no vinculantes sobre pactos no firmados, pero a la que se la niega, desde hace meses, su derecho a elegir mediante el voto directo de todos y cada uno de nosotros al Secretario/a General.

Confío en que en el Comité Federal que se celebrará el próximo sábado, 30 de abril, algunos de los que están ahí, teóricamente para representarnos a los militantes, alcen la voz por todos los que no podemos hacerlo y pongan freno a esta deriva autoritaria que ya ha llegado demasiado lejos.